Náufrago sentimental

Me ahogo en mi soledad, soy el último superviviente de nuestra embarcación. Aquel navío ,que tanto nos costó construir, fue fagocitado por el océano en un volátil instante. Mientras discutíamos quién debía coger el timón, en vez de turnarnos, lo maniatamos hasta romperlo de cuajo.  Al menor iceberg que nos arrojó un desacuerdo sincero, nosSigue leyendo “Náufrago sentimental”

Nuestro último beso 

La amargura envolvía nuestro último beso. Concentraba la frescura de la muerte. Un último aliento fúnebre para celebrar que algo se acaba. Fue tan inesperadamente traicionero, ejercido más por la tradición que por la sincera necesidad del momento. Nos miramos sabiendo que ya no ejercía su función inicial: unir labios que se quieren.  En esteSigue leyendo “Nuestro último beso “

Cupido aún sigue en el bar

Que el corazón se encienda, no existe peor contienda Pues la calma perece, y no se puede comprar en la tienda Y menos si reside entre tus anhelos y la conciencia La ruptura, ese temido eterno luego.. Sin dduda, solo queda la sensa de la venda Hasta que la aparición del olvido proceda !Menudo ySigue leyendo “Cupido aún sigue en el bar”